miércoles, 1 de agosto de 2012

.
 Un día de lluvia cargado de esperanzas.

4 comentarios:

  1. Las esperanzas no escuchan al servicio metereológico.

    ResponderEliminar
  2. En de este tórrido y pegajoso verano, un día de lluvia sería una bendición.

    ResponderEliminar
  3. Que lindo lo que dijiste que las esperanzas no escuchan servicio meteorológico. Acá hay un sol bárbaro y están a flor de piel!!

    ResponderEliminar
  4. Las maravillas de la internet: acá el día está bien gris. Me gustaría que se largara.

    ResponderEliminar