lunes, 13 de febrero de 2012

.
 Un grano de arena más.

1 comentario:

  1. Y de un montón como esos nace el desierto (o siendo más modestos esos relojes de algunos juegos de mesa, que quizás sean otro formato de desierto...),

    Bendito sea lo minúsculo; es como me dijiste una vez; tropezar es la oportunidad de levantarse, entonces un grano de arena más es la posibilidad del desierto y (por ende) de un oasis.

    Abrazo.

    ResponderEliminar